viernes, 21 de junio de 2013

El origen de la vida y su evolución



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

El concepto de evolución dentro de la Biología es un concepto relativamente joven en esta ciencia. 

Vida y biologia

- Generación espontánea


De hecho, hasta el siglo XVII la teoría que explicaba el origen de los organismos era la que muchos siglos atrás había propuesto Aristóteles, la generación espontánea. Según la cual todo organismo se formaba sin necesidad de progenitores. De esta época nos quedan antiguas "teorías científicas", hoy totalmente rechazadas. Por ejemplo, en Escocia existía un árbol que tenía hojas generadoras de vida. Así, cuando caían y tocaban el agua se convertían en peces, mientras que si tocaban el suelo lo hacían en pájaros.

- La receta de Van Helmont


Pero, más sorprendente es la receta de Van Helmont que en el siglo XVII facilitaba como obtener ratones: "basta con comprimir una camisa, de preferencia, una camisa un poco sucia, en un jarrón de trigo,...".

- El creacionismo


Además, hasta la segunda mitad del siglo XIX la comunidad científica pensaba que Dios había creado a todos los animales superiores tal y como los conocemos en la actualidad. A esta teoría sobre el origen de la vida se la conoce como creacionismo.

- Los experimentos de Redi


Los primeros experimentos que demostraron la equivocación de Aristóteles fueron realizados por Redi. Se pensaba que en el proceso de descomposición de la carne los gusanos que aparecían se formaban de manera espontánea. Este investigador tapó la carne impidiendo que "naciesen" los gusanos. Se intentaba demostrar que esos gusanos habían sido dejados ahí por sus progenitores que se encontraban en el ambiente, en el aire. Por eso, muchos de estos experimentos se realizaban sin oxígeno, y dado que este elemento es imprescindible para el desarrollo de la vida, los defensores de la generación espontánea rechazaron todos estos experimentos, alegando la ausencia de oxígeno.

- Pasteur


Así, Pasteur sí pudo convencer de que en el aire están muchos de los progenitores de los organismos que se pensaban que "nacían" de forma espontánea. En un matraz puso un medio con nutrientes para que creciesen microorganismos y a continuación lo cerró con un cuello tipo cisne. El aire podía entrar perfectamente, pero los organismos se quedaban en el tubo. Sólo cuando abría el matraz proliferaban los microorganismos. Se demostró así, que aquellos organismos aparecían porque en el aire se encontraban sus progenitores.