jueves, 16 de mayo de 2013

Los músculos, motores del cuerpo



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Para que el cuerpo de un animal ejecute todos los movimientos que precisa para vivir -y no sólo los relacionados con el mundo exterior, sino también los inherentes a las funciones de los órganos internos- es preciso un elemento capaz de desarrollar energía (energía en sentido estrictamente físico), de la misma manera como sucede en una máquina: son los músculos.

Musculos en biologia


- Los músculos, "motores" del organismo


Los "motores" del organismo son los músculos, formados por un tejido especial que rodea el esqueleto y configura lo que llamamos carne. En algunas zonas del cuerpo, la cobertura muscular es muy fina (por ejemplo encima de las articulaciones de los dedos o de la tibia), y si presionamos ligeramente con la mano esas partes, percibiremos el hueso bajo la piel. Pero si comparamos el esqueleto desnudo con el esqueleto recubierto por los músculos, veremos que éstos forman la mayor parte de la masa corporal. Comparemos, por ejemplo, el muslo con el fémur: el hueso está revestido por una gruesa masa de músculos que terminan encima de la articulación de la rodilla.

- La variada forma de los músculos y la función de los tendones


La forma de los músculos es variada, como diverso es el trabajo que realizan. Algunos tienen forma de haces cortos y anchos o de cintas delgadas y largas, otros son gruesos y ahusados.

Normalmente los músculos terminan en dos cordones resistentes que se fijan con fuerza a los huesos, los tendones. Si se observa la muñeca o se toca la zona posterior de la rodilla, tanto interior como exterior, se perciben algunas de esas estructuras. El tendón pertenece al músculo, y es completamente distinto de los ligamentos que conectan las distintas articulaciones. La mayoría de las veces un músculo está formado por una parte carnosa y por cordones muy blancos, los tendones que se anclan en los huesos. El bíceps o músculo del brazo, por ejemplo, recibe este nombre porque su parte superior termina en dos ramificaciones, una que se une al húmero y otra a la escápula, mientras que el extremo inferior se une al hueso del antebrazo denominado radio. Es fácil constatar otro hecho importante: cuando el bíceps, un otro músculo, se contrae, su parte carnosa se acorta y aumenta de volumen, desarrollando una fuerza. De esta forma, los huesos donde ese músculo se inserta se aproximan. Es fácil observar cómo crece el bíceps al doblar el codo o al realizar algún esfuerzo levantando un peso.

----------

- Moverse para vivir: artículos en el blog


+ Vida es movimiento

+ Las estructuras de sostén

+ Cómo se mueven los animales

+ Esqueleto del cuerpo humano

+ Las articulaciones y la estructura de los huesos

+ La columna vertebral

+ La cabeza

+ Huesos de las extremidades superiores e inferiores

+ Músculos lisos y músculos estriados

+ El trabajo muscular: un fenómeno químico

+ La dependencia entre nervios y músculos