sábado, 6 de agosto de 2011

Los esfingolípidos



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Los esfingolípidos son semejantes a los fosfolípidos, tanto estructural como funcionalmente; son sustancias anfipáticas, y cuando se sitúan en un medio acuoso se disponen formando bicapas. Están presentes en la estructura de todas las membranas de las células eucarióticas, aunque son muy abundantes en las que forman tejidos del sistema nervioso.


- Composición química de los esfingolípidos


Químicamente están constituidos por:

+ Un aminoalcohol


Un aminoalcohol de cadena larga formado por 18 átomos de carbono. Generalmente, se trata de la esfingosina o de alguno de sus derivados.

+ Un ácido graso


Un ácido graso saturado o monoinsaturado de cadena larga de 18 a 26 átomos de carbono.

+ Un grupo de carácter polar


Un grupo de carácter polar de diversa naturaleza, que en algunos esfingolípidos es muy grande y complejo.

La esfingosina se une por su grupo amino, mediante un enlace amida, al ácido graso correspondiente para formar un compuesto, la ceramida. Este compuesto es la unidad estructural de todos los esfingolípidos, y se caracteriza por tener dos colas hidrofóbicas.

Los esfingolípidos se pueden clasificar en esfingomielinas y esfingoglucolípidos, atendiendo a la naturaleza del grupo polar que se une al grupo hidroxilo del C1 de la ceramida.

- Esfingomielinas


En las esfingomielinas, el grupo polar que se une a la ceramida puede ser fosfocolina o fosfoetanolamina (aminoalcoholes fosforilados).

Son los únicos esfingolípidos que llevan en su composición química un grupo fosfato.

Las esfingomielinas se encuentran en las membranas de las células animales y, fundamentalmente, en la vaina de mielina que rodea las fibras nerviosas. Esta vaina se forma por el enrollamiento de la célula de Schwann alrededor del axón, aislándolo y protegiéndolo.


- Esfingoglucolípidos


En los esfingoglucolípidos, el grupo polar que se une a la ceramida es un glúcido que puede ser un monosacárido o un oligosacárido ramificado.

Los esfingoglucolípidos se disponen en la zona externa de la membrana plasmática junto a las glucoproteínas formando el glucocálix. Esta zona periférica de la membrana celular está constituida por las fracciones glucídicas de los esfingoglucolípidos y de las glucoproteínas que se proyectan hacia el exterior de la membrana.

+ Clasificación de los esfingoglucolípidos


Según sea la parte glucídica, se clasifican en dos grupo:

. Cerebrósidos

Están formados por la unión mediante enlace B-O-glucosídico de la ceramida y un monosacárido como la glucosa o la galactosa, denominándose, respectivamente, glucocerebrósidos y galactocerebrósidos. Son abundantes en las membranas de las células nerviosas del cerebro y del sistema nervioso periférico.

. Gangliósidos

Son esfingoglucolípidos en los que la ceramida lleva como grupo polar un oligosacárido ramificado con uno o más restos de ácido N-acetilneuramínico (NANA), que les aporta una carga neta negativa.

Se encuentran en la parte exterior de las membranas celulares, especialmente de las neuronas. Hasta el 6% de los lípidos que forman parte de las células de la materia gris del cerebro son gangliósidos. Son compuestos importantes, ya que forman parte de las sustancias que actúan como receptores de membrana en aquellos lugares donde se produce la trasmisión química del impulso nervioso.

+ Funciones de los esfingoglucolípidos


A pesar de que los esfingoglucolípidos son un constituyente menor de las membranas celulares, en ellas realizan importantes funciones:

. Los gangliósidos parece ser que intervienen en la recepción del impulso nervioso a través de la sinapsis.

. Algunos esfingoglucolípidos de la superficie celular parecen estar relacionados con la especifidad del grupo sanguíneo.

. Existen algunos gangliósidos que actúan como lugares de anclaje de los virus, microorganismos y toxinas en la membrana plasmática, permitiendo su entrada en la célula.